¿Existe el amor eterno?

Mucha gente opina que el amor eterno no existe. Pero ¿es realmente así? Cada día por las calles y por esas grandes avenidas por las que vas caminando tranquilamente, se ven parejas juntas, de todas las edades y condiciones, hasta que realmente una pareja llama la atención entre la multitud. Hablo de una pareja de ancianos, que van de la mano y que se cuidan mutuamente, que se dan besos sin ningún pudor y que no dudarían en poner la mano en el fuego el uno por el otro.

Parejas como esas son las que representan el amor eterno, un amor que con el paso de los años no se disipa, al contrario, aumenta con cada segundo que pasa. Pero, por desgracia, a día de hoy el amor eterno es algo en lo que mucha gente no cree, pues solo dicen “hago lo que quiero y con quien quiero, lo demás me da igual“. ¿Puede ser esta una forma de desaprovechar el tiempo y huir del amor verdadero?

El amor eterno todavía sigue existiendo

¿Alguna vez has preguntado a las personas mayores (y no tan mayores) que si realmente sienten lo mismo que al principio? ¿En qué y cómo han cambiado los sentimientos?

Dicen que los primeros años en una relación se pueden considerar “perfectos” y, al hacer esa pregunta, hay miles de respuestas diferentes:

“El amor no existe, es algo que pasa solo en los primeros años y después ya solo es comodidad de estar con esa persona”

“Hombre, no es como al principio, pero habrá que aguantar, ¿qué voy a hacer sino ya con la edad que tengo?”

Estas respuestas son las más comunes, pero siempre hay una que me sorprenderá más que ninguna:

“Yo la veo como la primera vez, la amo desde el primer día, y cada vez que miro esos preciosos ojos recuerdo lo bien que lo pasamos cuando fuimos jóvenes.  Ahora también disfrutamos juntos, de nuestra propia compañía, del cuidado que nos damos, del amor que sentimos el uno por el otro… La quiero como el primer día o más, y la seguiré queriendo y cuidando hasta el final de nuestros días, y más allá.”

Esas palabras hacen que aún haya personas que crean que el amor eterno existe. Y es que, el amor, durará tanto tiempo como lo cuides. Si te cansas de mimar a un corazón que late por ti, este se irá, por lo que el amor no sera tan bonito como cuando lo das todo por mantenerlo vivo y en tus brazos. Porque la cuestión no está en que uno dé más que otro, sino en cuidarse mutuamente y hacer sacrificios que jamás imaginarias que harías por nadie.

amor eterno es el que no acaba

¡Comparte Experiencias Emparejadas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.